11 marzo, 2020

Guerra de los petroprecios Arabia Saudita vs Rusia: un enfoque microeconómico

Román Culebro Martínez

– El pasado 5 de marzo, la Organización de Países Exportadores de Petróleo (OPEP) aprobó la iniciativa de Arabia Saudita de reducir la producción de petróleo en 1.5 millones de barriles para mantener estable el precio del barril debido a la caida de la demanda desencadenada por el coronavirus.

Sin embargo, debido a que Rusia anunció que no respetaría ese acuerdo, Arabia Saudita dio a conocer que aumentaría la producción de petróleo más allá de los 10 millones de barriles diarios, incluso hasta llegar a los 11 millones (volumen superior a los 9.7 millones que produce actualmente).

Los precios del petróleo inmediatamente comenzaron a desplomarse en su peor nivel en 30 años (en el caso de la mezcla mexicana, por ejemplo, cayó de 40.32 dólares hasta los 24.43 dólares).

Desde un enfoque microeconómico podemos analizar lo que está pasando con Arabia Saudita y Rusia -los dos principales países productores de petróleo del mundo- empleando la teoría de juegos y llegar a unas conclusiones.

En la tabla se muestran dentro de las celdas las ganancias -en millones de dólares y suponiendo simétricas- que tendrían Arabia Saudita y Rusia si decidieran respetar o no respetar el acuerdo de reducir la producción de petróleo.

Se puede notar que la mejor situación para los dos países es respetar el acuerdo (es decir, reducir la producción de petróleo), de esta manera, tal como lo señala la teoría económica, ambos se benefician al elevar los precios del petróleo y obtener ganancias monopólicas de 400 mdd.

Sin embargo, noten que si uno de los países decide no seguir ni respetar el acuerdo mientras el otro sí, gana más (ya que aumentando la producción y bajando el precio mientras el rival la mantiene reducida y con el precio alto, puede conseguir mayor cuota de mercado y mayores ganancias).

Supongamos que es Rusia, tal como lo hemos visto, quien decide no seguir ni respetar el acuerdo (por lo cual aumenta la producción más allá de lo acordado), eso nos llevaría a la celda arriba a la derecha, donde Rusia gana 800 mdd y Arabia Saudita pierde -400 mdd.

Dada la decisión de Rusia, la mejor estrategia que puede hacer Arabia Saudita es también no respetar el acuerdo y aumentar la producción de petróleo (Arabia Saudita puede emprender esta acción casi de inmediato ya que por su capacidad instalada es, junto con Rusia, el principal país productor de petróleo del mundo).

Sin embargo, noten que cuando ambos países deciden no respetar el acuerdo y aumentan la producción los lleva a una peor situación (ambos tendrían una pérdida de -200 mdd debido al desplome de los precios del petróleo en los mercados internacionales).

A partir de este análisis podemos establecer algunas conclusiones:

1. Si un país (Rusia) toma la decisión unilateral de no respetar un acuerdo colusorio en producción y precios, ocasiona una respuesta del país rival para no respetarlo tampoco, desembocando en una situación donde al final terminan con un desplome de precios que los llevan a una situación peor.

2. Debido al punto anterior, existe un enorme incentivo para volver a respetar el acuerdo y tener ganancias y precios altos. Sin embargo, tal como podemos ver en este análisis, regresar al acuerdo una vez que alguien no lo respetó es difícil (eso lo podemos ver en la tabla en la celda abajo a la derecha: si alguno de los dos países trata de abandonar la situación “no respetar el acuerdo-no respetar el acuerdo” y regresar al acuerdo, reduciendo de manera unilateral la producción, lo mejor que puede hacer el otro país es no reducirla e incluso aumentarla -teniendo una ganancia de 800 mdd y ocasionando al otro país una perdida de -400 mdd).

Regresar de manera unilateral a respetar el acuerdo de reducir la producción es inviable ya que mantener la producción elevada y los precios bajos es la estrategia dominante (la única manera es mediante una ardua y costosa negociación donde se tendrán que involucrar, en el caso de Rusia y Arabia Saudita, cuestiones como la cuota de mercado para cada uno, sus capacidades instaladas, sus costos de producción y sus equilibrios fiscales).

 

@Roman_CM

#TuEconomistaDeConfianza #DilemaDelPrisionero

Fuente: Coatza Digital

VER TAMBIÉN

Vinculan a proceso a ‘El Mochomo’ junto con su abogado

Dalila Ramírez – Estado de México.- Previo a que se cumplan seis años de la desapari…