Anahí Ruiz

El fin de semana más esperado del año en materia de consumo se acerca, y es que no es para menos, la derrama económica que ha dejado el Buen Fin desde su implementación aún respalda su existencia y después de dos años en los que servicios y comercios se han visto duramente golpeados, el Buen Fin 2022 es la esperanza de recuperación para negocios de casi todos los giros.

Sin embargo como usuarios debemos estar muy atentos para no caer en “autodesfalcos” de los que luego nos podamos arrepentir, así que aquí algunos consejos.

ANALIZA, eso a lo que le estoy echando el ojo ¿En verdad lo necesito o sólo lo quiero porque lo vi en oferta? Querer y necesitar son dos cosas muy distintas, así que si te topas con algo que a primera vista te parece atractivo, te invito a que des vuela, te hagas esa pregunta y si en verdad es algo que por su precio y utilidad necesitas adelante, si no, piénsalo dos o más veces antes de tomar la decisión.

HAZ CUENTAS. Eso en lo que quieres gastar, te generará solo satisfacción o también puede generar ganancias, es decir ¿lo puedes convertir en un activo productivo? Si es así ¡Adelante y sácale jugo! si no al menos sé consciente de que materialmente no recuperarás lo que gastes.

OBSERVA ¡Y no te dejes! No en todos los casos, pero estos días se prestan a malas prácticas de quienes sólo inflan precios para ofrecer aparentes descuentos a los consumidores, otra práctica común es que en lugar de dar mejores precios, los comercios solo promocionen meses sin intereses, lo cual ayuda pero no es una oferta real.

EVALÚA si realmente vale la pena endeudarte por lo que vas a adquirir porque si haces uso de los meses sin intereses debes sí o sí agregar el pago de esa compra a tus gastos fijos por los meses que hayas pactado y aquí la gran recomendación es que de preferencia no sean artículos perecederos o de un solo uso, para en el futuro no estar pagando algo que tal vez ya ni tengas.

Además del o anterior, COMPARA, evita hacer compras al primer impulso, nada peor que comprar algo y encontrarlo más barato en la tienda siguiente así que si es una adquisición importante siempre es mejor ver precios en al menos en dos lugares diferentes.

La decisión de compra finalmente es tuya, pero te aseguro ser un comprador inteligente e informado te evitará muchos malos ratos, mi deseo por lo pronto es que desde los grandes almacenes que generan empleos hasta los pequeños negocios locales reciban el impulso de la temporada más fuerte del año que inicia con este Buen Fin.

Yo soy Anahí Ruiz, Asesora en Finanzas personales, sígueme en Facebook como @ARFinanzasPersonales y tracemos juntos el mejor camino hacia tus metas financieras.

¡Hasta la próxima!

VER TAMBIÉN

Ahorrar no es cuestión de cantidad

Anahí Ruiz Alguna vez te has preguntado ¿Cuánto tendrías ahorrado si hubieras guardado el …